El éxito exige una estrategia bien pensada y una habilidad para ir un paso adelante de tus contrincantes. Nadie ilustra los rasgos mejor que Frank Underwood, un hombre que no se detuvo ante nada para saciar su sed de poder en el gran éxito de Netflix, “House of Cards”. Sigue leyendo para descubrir lo que el presidente Underwood te puede enseñar sobre el éxito.

1. El éxito exige reflejar honesta y transformación.

Hay dos tipos de dolor. El tipo de dolor que te hace fuerte, O el dolor inútil … el tipo de dolor que solo sufres.

La gente exitosa no se tambalea por la vida como un mero espectador. Mejoran activamente su situación todos los días confrontando sus problemas sin dudarlo. La escritura es la mejor válvula de escape emocional. Expresando nuestros miedos y frustraciones en las palabras nos ayuda a superarlos y convertirnos en las personas que queremos ser. Comience un diario todos los días para hacer frente a sus problemas presentes y de un salto adelante hacia un futuro mejor.

2. El éxito exige fuerza mental y una actitud imparable.

A partir de este momento, eres una roca. No absorbes nada, no dices nada. Nada te rompe.

La gente exitosa no agoniza por la retroalimentación negativa. Son conscientes de que sería tonto esperar que todas las personas  aprecien su trabajo. Mientras que siempre están abiertos a la crítica constructiva, y no justifican los ataques personales con una respuesta.

3. El éxito exige una clara percepción de lo que quieres servir.

El poder es muy parecido a los bienes raíces. Es todo sobre ubicación, ubicación, ubicación. Cuanto más cerca esté de la fuente, mayor será el valor de la propiedad.

Las personas de éxito evitan la tentación de complacer a todas las personas que se cruzan en su camino, porque a nadie le gusta un farsante. En su lugar, se centran en la creación de su energira (energía de la ira), una conexión emocional auténtica con las personas que pueden relacionarse con la mayoría.

4. El éxito exige un esfuerzo constante y negación a rendirse.

Para aquellos que suben a la cima de la cadena alimenticia, no puedetener ninguna piedad. No hay más que una regla: cazar o ser cazado.

Las personas de éxito no se detienen cuando están cansados. Se detienen cuando han ganado. Se esfuerzan por encontrar soluciones innovadoras a los problemas comunes que permanecen sin resolver, lo que resulta en una puerta giratoria de oportunidades y aventuras emocionantes.

5. El éxito exige una naturaleza generosa y de confianza.

Sigue siendo valioso. Esa es la mejor manera de mostrar tu agradecimiento.

Las personas de éxito no esperan que confíen en ellos sin antes no habérselo ganado. Ellos dan hasta que duele, porque saben que la creación de valor es la mejor manera de ganar la confianza de una persona.

6. El éxito exige una voluntad de superar la resistencia.

Los amigos hacen las peores enemigos.

La gente exitosa no etiqueta automáticamente sus competidores como “enemigos”, pero están dispuestos a ir más allá de la filosofía del “status quo”. Cuando las probabilidades se sienten insuperables, recuerdan a sí mismos su pasión y permanecen firmes en su convicción.

7. El éxito exige creatividad y capacidad de innovar.

“La democracia está sobrevalorada.”

Las personas exitosas no se inmutan si se enfrentan a la derrota temporal. Ellos saben que el fracaso es una parte inevitable del proceso de la evolución. El éxito no está reservado para un tipo especial de persona, pero no se puede esperar sin dedicación y un ardiente deseo de sobresalir.