El gobierno venezolano es experto en montar shows para distraer la atención cuando una situación no le favorece, pero este 2015 nada parece dar resultado

Hay quienes repiten hasta el cansancio “no sé por qué todos se sorprenden si en Venezuela el gobierno y las instituciones hacen lo que les da la gana”. Si todos los ciudadanos venezolanos tuviéramos la madurez suficiente para reaccionar correctamente a los abusos de este país, hace tiempo que el gobierno y el Estado nos obedecieran a nosotros y no nos encontraríamos reprimidos por éste. Nuestro mayor enemigo siempre ha sido la ignorancia y la poca fe en nosotros mismos de lo que podemos lograr.

El oportunismo, la viveza criolla y la corrupción hace tiempo que hicieron metástasis en el Estado venezolano, haciendo quedar a los órganos estatales como simples focos de poder utilizados por una persona o grupo de personas.

Todavía existen algunos que defienden este sistema imperante en Venezuela, ya sea porque para eso les pagan o porque se niegan a conocer algo más allá de sus propias narices. Pero si algo es innegable es que nada más este 2015 el gobierno y todo su aparato comunicacional se han esforzado hasta lo imposible en distraer nuestra atención con shows televisivos que casi siempre rayan en lo ridículo.
VENEZUELA--M-aacute-s-de-2-millones-de-tuits-en-apoyo-a-la-campa-ntilde-a--iexcl-Obama-deroga-el-decreto-ya-

Todos recordamos el show de #ObamaDerogaElDecretoYa ¿se acuerdan de las más de 10 millones de firmas? Obama ni siquiera se reunió formalmente con ellos en la Cumbre de las Américas en Panamá y aún así nuestro gobierno regresó feliz diciendo que habían derrotado al imperio. El decreto no se derogó y los funcionarios sancionados, así se quedaron.

Después, al ver que no les resultó el circo contra Obama, comenzaron a rasgarse las vestiduras por la defensa de la Guayana Esequiba, luego de más de 10 años de total silencio, solo para nuevamente ser ignorados por casi todo el mundo.

Guayaba-Esequiba

Breinguash[Fotos] Así han sido deportados más de 1000 colombianos de Venezuela

Decidieron entonces irse contra Colombia, en el pasado les funcionó ¿por qué no esta vez? Pues cerraron la frontera, mostraron su fascismo al mundo demoliendo las casas de ciudadanos colombianos en el estado Táchira y provocaron un éxodo de neogranadinos acusándolos de ser los culpables de las desgracias de Venezuela.

Deportados-Venezuela-Colombia-Tachira-EFE_NACIMA20150826_0017_3

Imaginamos que ellos esperaban una reacción firme del pueblo venezolano en el que todos despreciáramos a los colombianos (legales o ilegales) y los amáramos a ellos por haberlos expulsado del territorio. Se les olvidó que nosotros nunca hemos sido xenofóbicos y que estamos sumamente ocupados tratando de aguantar esta crisis económica en la que estamos hundidos y tampoco tenemos tiempo de ponernos a observar un show mediático con tanta escasez de alimentos y productos que nos consume interminables horas poder adquirir gracias a largas colas de personas.

¿Será que ahora con la sentencia de Leopoldo López pretenden provocar un desorden por parte del pueblo opositor y tener una excusa para suspender las elecciones? ¿Le tienen tanto miedo a ser contados con votos que han tenido que montar tremendas matrices de opinión solamente este año para ver si recuperan algo de la popularidad con la que alguna vez contó Hugo Chávez?

El pueblo venezolano está, como dijimos, trabajando duramente para conseguir algo de dinero que le alcance para sobrevivir a la crisis y por si eso fuera poco, también tienen que trabajar mucho para conseguir algo que comprar con ese dinero que le cuesta conseguir. Antes era “Pan y Circo” y les funcionaba, en esta oportunidad solamente hay circo porque pan no hay.

Lee también:

El juicio de Leopoldo López y su sentencia de 13 años

La mentira del salario mínimo en Venezuela y la manipulación del dólar

6 cosas que se nos olvidaron de Maduro en dos años de gobierno