Forever Alone nivel China.

Cansado de la presión que ejercía su familia, además de tener una suerte nefasta en el amor, tomó esa extraña decisión luego de la escalofriante estadística: China tiene uno de los mayores desequilibrios de género del mundo: de acuerdo con World Economic Forum, hay 113,5 hombres por cada mujer.

Así que poniendo a prueba sus consentimientos trató de construir una entidad superficial que lo protegiera de su soledad, pero también, de las críticas de sus padres y amigos.

El Forever Alone nivel China se llama Zheng.

La máquina posee una ligera apariencia femenina. Cabello marrón que termina en los hombros, además de una labios rojos y gruesos.

Por ahora, Yingying está acudiendo al colegio. Eso quiere decir, que, está aprendiendo a reconocer imágenes, habla pocas palabras y desde hace poco comenzó a tomar dictado.

Forever Alone, o ¿un genio de la publicidad?

Sin embargo, hay personas en China que establecieron una cadena lógica de hechos diferentes frente a la noticia.

Y es que,  Zheng abandonó su trabajo en la empresa de teléfonos móviles Huawei para iniciar una compañía de startup sobre un tema que ya conocía muy bien: la inteligencia artificial.

Es decir, las personas en China dicen que Zheng está tomando el evento como mera publicidad para obtener notoriedad en el país y así sumar interesados a su propuesta tecnológica.

Juzguen ustedes, no sabemos si tomó la decisión por amor o por dinero. O por amor al dinero.

Lo cierto, es que, en cualquier caso, al tipo le patina el coco.