Colgada de una verja estaba una cabeza decapitada con inscripciones en árabe

No ha pasado mucho tiempo desde el atentado terrorista al semanario Charlie Hebdo, desde entonces las alertas en Europa y Estados Unidos se han disparado y nadie que abiertamente apoye al Estado Islámico u otros grupos terroristas camina libremente sin ser observado por las autoridades de cada país.

Hoy se reporta nuevamente en Francia un nuevo ataque que no pudo cumplir su objetivo pero que sin embargo cobró la vida de una persona en Lyon, ciudad ubicada en el centro del país.

France lyon

Una fuente de AFP contó que “Según los primeros elementos de la investigación, uno o varios individuos, a bordo de un vehículo, entraron en la fábrica. Entonces se produjo una explosión”, reporta La Nación de Argentina.

El ataque tuvo lugar en una planta de gas cercana a la ciudad y se piensa que los terroristas buscaban causar una explosión de grandes proporciones. Un bombero fue quien frustró el atentado que dejó dos personas heridas y pudo detener al presunto autor del plan. La cabeza de una víctima fue hallada guindando de una verja con escritos en árabe que aún no han sido traducidos a la prensa.

Lee también: El Islam y sus eternos extremismos de dominación mundial

Los medios franceses reportan a su vez que esta persona detenida, cuyo nombre aún no ha sido revelado, había sido investigada y observada cuidadosamente desde 2006 hasta 2008 por las autoridades francesas pero nunca se le renovó la ficha que permitía observar de cerca los movimientos de este individuo.

Encontramos irónico que los extremistas musulmanes quieran dominar al mundo por “amor a Alá” y que en el proceso mueran tantas personas debido a sus acciones criminales.

Con info de La Nación

Lee también:

[Galería] 8 caricaturas venezolanas en apoyo a Charlie Hebdo

[VIDEO] Al Qaeda se responsabiliza por el ataque a Charlie Hebdo