Son muchas las series que actualmente están siendo transmitidas en la esfera global, pero pocas las que realmente tienen un contenido original e interesante que valga la pena ver. Mr. Robot es una de esas pocas series. Una serie que deja ver el lado crudo pero real de la sociedad. Hablamos de personas que, por alguna razón que no nos importa, odian a la humanidad. Y vaya que tienen sus razones.

La misantropía es más común de lo que parece, y más en la época en la  que nos encontramos. Estamos dominados por las grandes empresas de medios, de comida, de salud, de entretenimiento, de vida, de todo lo que te puedas imaginar. Con la Internet como su aliada es muy fácil sentirse agobiado por tanta publicidad -publicidad falsa-, por marketing innecesario, por necesidades que realmente no existen o por la sola idea que el capitalismo cosechó en nuestra mente hace mucho: naces, estudias, te endeudas para estudiar más, trabajas, te endeudas para tener un hogar, sigues trabajando, te jubilas y finalmente terminas viejo, con plata y sin tiempo.

Mr. Robot es como la representación de todo lo que muchos queremos decir de la sociedad y  que realmente callamos, encarnado en un personaje principal con el cual nos sentiremos muy identificados.

En Breinguash queremos darte 5 razones para engancharte sí o sí con esta genial serie de USA Network, tan buena como House of Cards o Mad Men:

La serie es ideal para los introvertidos

Mr. Robot

Desde el primer momento que ves la serie y conoces el personaje ya sabes que es un introvertido. Él mismo lo confiesa diciendo que es una persona que no sabe hablar con la gente. A muchos les resulta muy difícil hablar o expresar sentimientos a otras personas, como es el caso de Elliot, el personaje principal. Por lo general, las personas introvertidas encuentran su salvación en la Internet, escribiendo en un blog, mandando un tweet o en un chat. Elliot no sabe como tener conversaciones francas con las personas, pero en cambio es un pirata informático de profesión que utiliza sus habilidades, no solo para curiosear en la vida de otros, sino también les revela lo que realmente son sin tener una discusión sobre el tema.

Para algunos introvertidos puede que no sea tan extremo como el caso de Elliot, pero todos encuentran la manera de canalizar su deficiencia en el modo que se sientan más cómodos. Los introvertidos usan una gran variedad de pasatiempos y actividades para hacerlo, como la música, los deportes, la escritura y al arte visual. Es una forma de expresar sus conductas sin necesidad de decir palabra alguna.

El guión es impresionante

Mr. Robot

La voz en off en primera persona y la forma en que Elliot pontifica sobre sus opiniones acerca de la cultura pop y los medios sociales es impresionante. No existe ninguno de los clichés habituales o ridículos asociados con ser un pirata informático, ni tampoco como un nerd. El guión de su personaje arroja brillantes y lógicas ideas acerca de todo de un modo muy existencialista y crudo.

Además de los constantes pensamientos que pasean la mente de Elliot, la trama de por sí es espectacular. Bastante apegada a la sociedad de ahora, o sea, la sociedad de la Información. A medida que te sumerges en la serie vas descubriendo herramientas para gestionar mejor tu identidad en Internet, cómo protegerte de los hackers y hasta descubrir de qué son capaces.

Mr. Robot nos recuerda a Rust Cohle en True Detective, solo que un poco más terrenal que fantástico. Con su carga misántropica constante, Elliot nos muestra el mundo detrás del telón; la cruda realidad de la sociedad y de cómo estamos siendo manejados por titiriteros. Quizá muchos  nunca lo habían pensado de ese modo, pero encontrarse con la serie y que te lo demuestre, abrirá tu mente. Es una de las razones principales por la que esta serie tiene un guión tan  espectacular.

Actuaciones sorprendentes

Mr. Robot

Rami Malek es la estrella revelación del momento con su papel de Elliot Alderson; un rol que le ha quedado como anillo al dedo, a pesar de no ser el único personaje principal de la serie.  Christian Slater como el personaje de Mr. Robot no es tan malo tampoco.

Slater es un artista increíble en todo su derecho, y que se destaca por ser la cabeza de una alianza clandestina de piratas informáticos llamada FSociety.  Él es perfecto con su papel de hombre enigmático y a la vez un hombre motivado por la avaricia de las corporaciones. También tenemos a Tyrell Wellick, interpretado por Martin Wallström, quien hace de empresario de día y un asesino psicótico por la noche, un papel que nos recuerda el  de Christian Bale en American Psycho.

La música

En la mayoría de las veces, la música en programas de televisión no necesariamente conduce la historia, pero en los últimos tiempos en los programas de Shondaland como Anatomía de Grey y El Escándalo, se convierte en un personaje secundario. Mr. Robot hace un par de cosas que nos fascinan musicalmente. En primer lugar, las canciones en la serie como “Pictures of You” de The Cure que son no sólo un personaje secundario, sino también un elemento de la trama utilizada más adelante de una forma increíblemente creativa. La segunda cosa que vemos también son las señales musicales de los sintetizadores pulsantes que parecen ser la banda sonora original de la serie. Hay una señal de música para hacernos saber que algo anda mal. Detalles como este son lo que hacen que la serie sea jodidamente buena.

Los momentos confusos

Mr. Robot

La perplejidad que gira en torno a la linea de la historia ya de por sí es buenísima. En Mr. Robot, la historia es presentada para nosotros en piezas, y como observadores de la serie, está en nuestra responsabilidad juntarlas todas y ver el panorama final. En lo profundo de la serie, esto es lo que hace de la narrativa algo tan profundo. flashbacks del pasado, presente y futuro de Elliot son difíciles de conectar a veces, De cualquier manera, eso es lo que coloca a esta serie en un nivel más alto que la mayoría de las series que vemos en la televisión, y también es por eso que te hace tan adicto a ella; necesitas ver varias veces los capítulos para comprender mejor todo lo que está pasando. La serie es espectacular y y este tipo de enredos son los que la hacen nada aburrida.