Los blancos perdieron una oportunidad de oro para encontrarse con la historia, nuevamente.

Tras caer 0-1 en el estadio Santiago Bernabéu frente al Real Betis Balompié, los merengues cortaron su racha de encuentros consecutivos marcando gol, en la cual se encontraban igualados con el legendario Santos de Pelé con 73 partidos en hilo.

El equipo dirigido por Zinedine Zidane no quedaba en cero goles desde el 26 de abril de 2016 cuando empataron a cero frente al Manchester City como visitantes en la ida de semifinales de la UEFA Champions League. Campeonato que un mes después ganarían superando al Atlético de Madrid en una sorprendente tanda de penales.

En el choque frente al cuadro andaluz, los porteros fueron figura en ambos equipos, pero por el bando merengue la esférica no quiso entrar.

Keylor Navas fue el protagonista de la primera mitad. El tico sacó dos balones de gol con dos trepidantes atajadas.

Ya en el segundo tiempo, los locales se volcaron contra el arco defendido por el guardameta ex madridista, Adán, pero sus increíbles reflejos fueron suficientes para contener la embestida blanca.

El minuto 90 llegó y sucedió lo que todos temíamos: Cuando no haces, te hacen.

Un centro del lateral Antonio Barragán encontró la frente del ariete paraguayo, Antonio Sanabria, quien con un excelente cabezazo la mandó al fondo de las redes. Nada qué hacer para el portero latinoamericano.

Con esta derrota, los de Chamartín se ubican en la séptima posición, mientras que los del sur de España los rebasaron escalando hasta el sexto puesto.

Vaya campeonato liguero tenemos frente a nuestros ojos. El Barcelona sigue líder a siete puntos del actual campeón.