A pesar del incremento anunciado por el Presidente del país, el rubro continúa como algo de lo más barato que puede conseguirse

En la pequeña Venecia se manejan dos tipos de gasolina, la de 91 octanos y la de 95. La primera aumentó en 1429% y quedó en bs. 1 el litro.  La otra, que es la más utilizada incrementó 6085% y se estableció en 6 bs.

A pesar de mantenerse barata y ser una de las más económicas del mundo, su alza provocará mayores costos de pasajes en el transporte público, comida y cualquier otro insumo.

Que nadie crea que con este aumento mejorará la situación, por el contrario, se pondrá peor.

1.- El agua potable

La sequía que se presenta en el país es bastante fuerte y cuando el agua llega a nuestras casas puede traer sorpresas, como pantano y putrefacción. ¡Qué rico! ¿No?

Si no quieres sufrir de alguna enfermedad cutánea o que te de un dolor de estómago, lo más recomendable es adquirir la potable. Su precio varía según la presentación, pero todas están por encima del valor de un litro de gasolina.

agua-potable

2.- Un kilo de sal

¿Qué sería de nuestras comidas sin las pizcas de sal? Otra de las cosas que deberían ser súper asequibles, pero, con la situación económica y la especulación, puede llegar a alcanzar los 300 bolívares, situándose muy por encima de la gasolina.

sal

3.- Una cerveza

¡La bebida number one del venezolano pa’ matar el calooor! Con lo que gastas tomándote tres, puedes dejar full el tanque de tu carro.

340

4.- Un cigarrillo

Si eres fumador, sabrás que un cigarro cuesta hasta 60 veces más que la gasolina de 91 octanos.

1125_Labios-fumandose-un-cigarro

5.- Un lápiz

Indispensable para hacer anotaciones y que increíblemente es más costoso que el litro de fluido que contribuye a que tu vehículo coja camino.

lapiz

6.- Condones

Esenciales para el sexo sano, evitar enfermedades de transmisión sexual como el VIH, VPH y ahora el recién descubierto Zika. Los precios de estos varían según tamaño, texturas, sabores y marcas, pero te puedo decir que únicamente con comprar una cajita de los clásicos llenarías varías veces el depósito de gasolina de tu carrito.

condones

Y así como estas cosas, hay muchísimas otras que son súper más caras que la gasolina. Por poner ejemplos concretos: el refresco, la pasta dental, un vasito con café y hasta el caramelo más malo.

Se preguntarán si hay algo más barato… ¡Sí! ¿Qué? ¡El boleto simple para viajar en el Metro! ¿Se les viene otra a la mente?

Lee también:

Venezolanos viven al estilo de Silent Hill

Desde comprar mosquiteros hasta buscar preservativos: el Zika se convierte en la nueva tarea del venezolano