Volvió la columna de Cindy López y viene con truquitos salva patria

Por Cindy López

Seguramente la frase “ser corrupto” fue lo primero que se te vino a la cabeza –y no te culpo- pero te prometo que aún quedan maneras de ser exitoso sin la necesidad de recurrir a actividades ilícitas que hagan de ti un profesional dudoso.

No vendas productos, vende servicios

Vender servicios es mucho más efectivo que vender productos. La inversión no se devalúa porque está sustentada en el conocimiento y la formación del profesional, la materia prima es equivalente a tus ganas de superación y, si eres un profesionalfreelance, puedes cobrar lo que consideres justo –lo que también amplía tu capacidad de negociación-. Así que pon en práctica todo lo que aprendas, dedícate a adquirir experiencia, ejercita la inteligencia y tendrás el mejor producto del mercado, tú mismo.

No trabajes para las empresas, trabaja con las empresas

Pocas empresas están dispuestas a pagar la suma correcta por un buen profesional, entonces ¿por qué trabajar para ellas y ganar poco si podemos convertirnos en sus asesores o en sus outsourcings? Es muy común que las organizaciones contraten a profesionales externos para labores específicas, ya sea porque su capital humano no tiene los conocimientos o porque no están dispuestos a costear a alguien valioso durante mucho tiempo. De esta manera podrás organizar tu tiempo como gustes, podrás tener varios clientes, podrás ganar 10 veces más y avanzar profesionalmente mucho más rápido que quienes pasan 8 horas en una oficina. Además, te salvarás de desarrollar la personalidad letárgica de los oficinistas.

 

bolas

 

 

Solo trabaja con clientes que entiendan tus funciones

Trabajar con gente que no entiende cuál es el beneficio que les ofreces terminará en un despido rápido, en horas interminables de conversación sin efecto o, en el peor de los casos, en alguien que se rehúsa a pagar. Por lo tanto, elige a clientes que comprendan lo que haces o que tengan ganas de aprender. No olvides ser pedagógico y didáctico en todo momento, recuerda que explicar a qué te dedicas siempre será parte de tu trabajo, es parte de la venta.

De igual forma, debes comprender varios tipos de negocios. Cuando no entendemos la profesión de otras personas solemos despreciarla por ignorancia. Dedícate a saber de todo y a apreciar lo que otros no apreciarían.

Olvídate de ser el jefe y conviértete en el profesor

El respeto no se gana con un título, con dinero o con una posición social, se gana a través del beneficio que emitimos a otros. Si eres una persona dispuesta a enseñar todo lo que sabes los demás te percibirán como un experto y tendrán la motivación de seguirte porque se sienten a gusto contigo. Cuando la gente no siente que puede confiar y aprender de ti se vuelven indiferentes y tu gestión será más difícil de llevar a cabo –estoy segura que la mayoría de ustedes vive esto en sus trabajos-.

 

bolas

 

No te des mala vida por la competencia

La mayoría de las empresas pierde demasiado tiempo estudiando a la competencia o haciendo benchmarking cuando podrían estar innovando en su manera de hacer las cosas. No es lo que haces, sino cómo lo haces. No tengas miedo de dar información completa, eso es lo que busca el consumidor, tampoco tengas miedo de hablar sobre tus ideas, a final de cuentas nadie lo va a ejecutar como tú. Busca siempre el beneficio máximo de tu capital humano y tendrás un entorno feliz y productivo.

Bonus Tip: Contrata a un batallón de pelirrojas

Hace poco decidí añadir a mí equipo de Mercadearte a una pelirroja maravillosa llamada Wendy. En su segundo día de trabajo tuvo que afrontar lo peor que le puede pasar a una agencia de mercadeo, perder sus contactos alojados en el cloud por un error de comunicación. Wendy reaccionó como pocos pasantes lo hubiesen hecho, mantuvo la calma, sugirió formas de recuperar la data, actuó antes de que se lo pidiéramos y comprometió todo su tiempo personal para ayudarnos a resolver la situación.

Si vas a contratar a algún profesional, que sea como Wendy, pro-activo, inteligente, efectivo y con una gran calidad humana. Me alegra saber que todos en Mercadearte tenemos una pelirroja interna –jajaja-.

 

bolas

 

 

Twitter: @mercadearte

Blog: cindylulopez.wordpress.com