¿Realmente son vacaciones lo que pasan los venezolanos en la Semana Santa o están inmersos en una suerte de “tormenta perfecta” del desastre al estilo Jumanji?

“Sin agua, ni electricidad  en algunas zonas, humo por toda la ciudad de Caracas, cocodrilos en Higuerote, el embalse del Guri cada día más seco e incendios por diversos lugares”, un tuit que se popularizó en los días pasados y puso a la ciudadanía a reflexionar sobre las desavenencias que se han presentado en el país en los últimos días.

Aunque fue una aseveración jocosa, esta declaración da pie a pensar en la siguiente interrogante: ¿Realmente son vacaciones lo que pasan los venezolanos en la Semana Santa o están inmersos en una suerte de “tormenta perfecta” del desastre al estilo Jumanji?

fenomeno en higuerote

En primer lugar, tras el decreto del presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, de otorgar libre toda la Semana Mayor por la sequía que se vive en el país debido al fenómeno climático “El Niño”, millones de ciudadanos han tomado sus días para salir de viaje o quedarse descansando en sus hogares.

Tal como en la popular y alocada película protagonizada por el fallecido actor Robin Williams, los 6.577.000 temporadistas que se han desplazado por el territorio nacional, se han enfrentado a cualquier clase de penurias en unas vacaciones que parecen más un viaje intrincado al centro del corazón del Amazonas, sin previo aviso.

Quienes se aventuraron a viajar y pudieron hacer el esfuerzo para quedarse en algún que otro sitio turístico o simplemente visitar a la familiar, han tenido que pasar horas enteras sin electricidad, sin agua, sin un gran número de alimentos de primera necesidad y con una de las frases más populares en el país para todo lo demás: “No hay”.

Para alimentarse durante estos asuetos los venezolanos tampoco pudieron escapar de las colas, en medio de un sol inclemente y un intenso humo que golpea no solo a Caracas, sino a otros estados de la nación, con la calima, que a su vez se entiende como la concentración de partículas de polvo, cenizas o arena en la atmósfera.

Hoy en día Venezuela se sume en un caos no solo socioeconómico sino también de orden climático que complica aún mas la calidad de vida en este territorio. Con las mayores reservas petroleras del mundo y altamente dependiente de las importaciones, se sufre una aguda crisis económica, con escasez de productos básicos y una inflación de 180% en 2015, la más alta del mundo.

Lee también:

¿Cómo escribir negritas y cursivas en el whatsapp?