Voy a tener un bebé con mi hermana y no podemos estar más emocionados”,  fue lo que publicó en Instagram y desde ese momento, denuncia que no ha parado de recibir mensajes ofensivos a través de esta conocida red social por pensar que es un enfermo.

Estamos en una época en la que muchas cosas son normales. Sin embargo, hay otras que por más que les den la vuelta, siempre serán difíciles de aceptar, como el caso del escritor australiano Samuel Leighton-Dore, de 25 años, que ha anunciado que su hermana será la madre genética de su futuro hijo.

No es incesto

Samuel publicó en el sitio web donde trabaja, Mamamia.com, la historia de cómo su hermana será la madre de su hijo: “No, no estoy apoyando el incesto” dice. Aclara que él y su pareja, Bradley Tennant, tienen el deseo de ser padres y no quieren adoptar o usar una donación de óvulo anónima, como suelen hacer muchas parejas homosexuales sino que optaron por una opción menos convencional.  “Es la única manera que podamos tener una conexión biológica con nuestro hijo”, dice Samuel.

un-bebé-con-mi-hermana
Samuel Leighton-Dore y su pareja, Bradley Tennant (Foto Instagram @samleightondore)

La espera

Aunque ya todos están de acuerdo, incluyendo a su madre, a quién le costó un poco entender que su primer nieto será entre sus dos hijos (y no es para menos). Samuel dice que este bebé puede tardar unos años en llegar, pues aunque el vientre sea de su hermana, este es un proceso muy costoso y aprovechará este tiempo para reunir el dinero y planificar con todos los detalles la llegada de su hijo.

Lee también: 

Se casa con su hijo porque tienen un sexo maravilloso
6 casos de incesto de la vida real que dieron mucho de qué hablar

samuel-and-his-mum-un-bebé-con-mi-hermana
Samuel y su mamá

Por su parte, aún no saben cómo reaccionarán los padres de Bradley. Aunque se muestra convencido de que encontrarán algo “lógico” para explicárselos y estarán encantados. Otros familiares han demostrado su descontento a través de Instagram, sumándose al resto de comentarios de los otros usuarios, a los que no les prestan mucha atención.

Samuel, sin embargo, no entiende por qué la gente lo considera tan extraño. Se siente afortunado de vivir en una época en la que hay varias opciones para conseguir una familia.